marisa ramos

microrelatos, como la vida

Mes: octubre, 2015

esta conversación ya la tuvimos

Mi amiga Andrea es muy reservada. Es tan cuidadosa en sus respuestas que si no la conociera parecería que no le importa tanto lo que estás diciendo.

Su mundo interno debe ser muy rico, laberíntico e intenso, tanto para la celebración como para el llanto, una persona tan silenciosa por fuera no puede de ningún modo serlo también por dentro.

Asimismo se toma su tiempo para responder los mensajes de textos, y por lo general tampoco atiende el teléfono, siempre te da una excusa irrefutable, “no lo escuché” o “estaba manejando” pero sus amigas  sabemos con certeza, que de ningún modo interrumpirá la labor que la ocupa para distraerse en una charla o sin tantas vueltas no tiene ganas de hablar y no habla.

Si la requerís en uno de esos días de  mucha ansiedad seguramente te terminarás enojando, porque  ella se mueve a su ritmo, y cuando finalmente te responda a vos ya se te habrá pasado el enojo y probablemente ya ni siquiera recuerdes el motivo de tu propia llamada.

Como vivimos en ciudades diferentes, y a pesar de que nos vemos con cierta frecuencia, el tiempo juntas  nunca  nos alcanza y a veces, en el entusiasmo de compartirle mis  cosas le relato historias extensas, cargada de innumerables detalles y emociones. Ella me escucha con paciencia de  madre, espera a que satisfaga mi goce de hablar y con voz serena y contenedora me dice- “ María, esta conversación ya la tuvimos”, -“en serio?, cuándo?”.

10799771_937758339585899_1942718867_n

Anuncios

cositasqueinspiran

En mi disco rígido tengo una carpeta que se llama “cositasqueinsipiran” en donde guardo imágenes y textos que me gustan, pero no solo que me gustan sino que representan el espíritu de lo que soy, lo que me identifica, mi acimut.

Como usuaria histórica de las compus aprendí en los primeros tiempos de la tecnología informática, mis primeros tiempos, allá por finales de los 80’ a crear carpetas – otrora directorios- en donde almacenar la información con cierto criterio como para que transcurrido un cierto tiempo no sea una tarea engorrosa buscar un determinado archivo.

Así es, que mi disco rígido, antes que nada está particionado para que no ocupen el mismo lugar de alojamiento los datos que el sistema operativo, lo cual ofrece una cierta protección a los archivos de sistema y una mayor celeridad en la dinámica de trabajo, de ahí en más tengo un cierto criterio sistematizado para guardar los archivos bajo la tutela de sus carpetas correspondientes nominadas en función de sus diferentes temáticas, por ejemplo la carpeta “fotos” contiene a la vez otras carpetas nominadas por fechas, o acontecimientos o personas. La carpeta “música” contiene varias subcarpetas identificadas por estilos o intérpretes. La carpeta “txt” son textos propios, la carpeta”varios” un crisol de ocurrencias, unas cuantas carpetas  “cumple”, con sus variables “cumplemio” “cumpledetal” “cumpledecual”, y la nomenclatura siempre sin espacios entre palabras, esto también lo aprendí en  aquella breve época de programación “html”.

Más, menos, tengo unas 80 carpetas en esta compu de apenas 1 año, conforme a las actividades del momento, mis  intereses actuales  y por donde me va la vida. Regularmente voy creando nuevas y borrando otras, reagrupando, reorganizando pero de todas la que más me gusta, la que más protejo y la que más crece es “cositasqueinspiran”

IMG_1806